Amistades peligrosas

Dios es un amigo imaginario de la infancia. Te acompaña desde que tienes memoria; siempre ha estado ahí, a las duras y a las maduras. Si has tenido suerte ha sido gracias a su intervención; te ha salvado la vida varias veces. Sin embargo no ha querido evitarte el dolor y se ha llevado a quien amabas, o ha permitido que sufrieran quienes no querías ver sufrir. No sabes muy bien por qué a veces te favorece y a veces no, pero te has acostumbrado a pensar que debes resignarte porque en el fondo es culpa tuya. Él tiene la solución de todos los problemas y el final de la aventura depende de lo que él decida.

Tu relación con él va cambiando a lo largo de la vida. Al principio lo confundes con los Reyes Magos, te impresiona su poder y lo necesitas como aliado. Al crecer comprendendes que es impertinente atosigarlo con peticiones banales. Te das cuenta de que lo que realmente quieres de él es una cosa, una sola cosa: pervivir. Pervivir tú y que los que amas también pervivan. Sólo él puede darte eso, así que pasaremos por alto todas sus rarezas y olvidaremos todos los desencuentros.

Resulta difícil deshacerse de un tipo así. Puede que llegues a pensar que tus problemas son los mismos con él o sin él y que lo más razonable es actuar como si no existiera. Es posible que incluso pierda su carácter humano y se convierta en un ente teológico inasequible, rodeado de paradojas y juegos de palabras. Definido con expresiones rimbombantes como”causa primera” o “intelecto puro” y cosas así. Pero ese no es el Dios que te interesa.

Te interesa el compañero que conoces desde niño, el que tiene la llave de la eternidad… Jugaremos a lo que él quiera.

Etiquetas: ,

4 comentarios to “Amistades peligrosas”

  1. helmut aguirre Says:

    En esta tierra nos enseñan que Dios esta senttado en su trono esperando que cometas un error para castigarte y decirte que lo malo que sos, creo que no es lo que el quiera, quizas es como vos queres el te deja que sea, de cierto es lo que Dios realmente no quiere es que suframos, si pasa algo que sale de nuestras manos el estara alli para respaldarnos, te recomiendo leer el libro de Jeremias en el capitulo 29 en especial el versiculo 11, es muy inspirador y “no jugamos lo que el quiera”, el te deja jugar y el marcador es tu responsabilidad, la verdad el siempre pita a tu favor.

    Salud!!! !

  2. Biel Says:

    A azor:
    Borges cuenta una anécdota que atribuye a De Quincey. A un caballero un individuo le tiró un vaso de vino a la cara, a lo cual el caballero le dijo: “Esto, señor, es una digresión, espero su argumento”.
    ¿Cuál es su argumento, Sr. Azor?

  3. azor Says:

    ¿Pero eres tonto o te canta la berza?.Un cordial saludo de un Católico,Apostólico y Romano.

  4. Guida Says:

    Ostres, Joan, què bé que escrius, punyetero!!!
    El final d’aquest escrit és preciós.

    Per a mi la història ha estat diferent. De petita, el món dels déus, els àngels i els dimonis em fascinava. Era l´únic espai màgic i ample dins un món estret i tancat.

    De jove, el dubte era: per què tot lo bo ve de Déu i lo dolent de jo?
    De gran, si Déu no és omnipotent (el Déu que tu descrius), és un Déu que no fa res més que ser allà (allà on hi ha amor, allà on hi ha pobres, on hi ha gent que té ràbia i lluita) però no pot fer res. El Déu impotent i amorós dels místics.

    Ara he abandonat Déu perquè a la seva fascinació he atribuït la meva incapacitat per ser al món real, per estar al costat dels altres. I a damunt me´n sent culpable perquè no estic segura d’anar bé. Crec, com deia Lévinas, que les persones són tan amples com l’univers….. i que hi ha quelcom màgic que es desvetlla quan menys t´ho esperes….. però no sé res més.

    He recomanat el teu bloc a un bibliotecari mallorquí i a uns amics de Madrid. Hem vist els nous dibuixos. Genials.
    Records a na Pepa i als fillets.

    Guida

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: