Archive for the ‘General’ Category

El mestre Cayetano Ripoll

11 agosto 2019

El historiador Menéndez Pelayo cuenta en su Historia de los heterodoxos españoles el suplicio de la última víctima de la inquisición, el maestro Cayetano Ripoll. Menéndez Pelayo supongo que militaría en VOX si viviera (murió en 1912), aunque se encontraría bastante incómodo entre gente tan ignorante, tan influenciada por ideas extranjeras y, sobre todo, tan poco piadosa. En sus obras defendió siempre la Inquisición y el haberla abolido fue, para él, una enorme injusticia y una capitulación ante las ideas europeas, todas dañinas y disparatadas.

En 1824 la Inquisición ya estaba teóricamente abolida, pero Fernando VII había permitido que los obispos organizaran “Juntas de Fe”, que funcionaban como un tribunal para la represión de la heterodoxia. La de Valencia tuvo el honor de ser la última que condenase y entregase a un preso al brazo secular (recordemos que la iglesia no se manchaba las manos con ejecuciones).

La víctima fue don Cayetano Ripoll, maestro de la huerta de Ruzafa, influenciado por la lectura de Rousseau y otros ilustrados, que cometió el horrendo crimen de no enseñar catecismo a los niños y no llevarlos a misa. Únicamente les explicaba la existencia de Dios y los diez mandamientos. Fue denunciado por una beata del pueblo y era tan íntegro que, una vez preso, se mantuvo firme en sus convicciones a pesar de las amenazas y presiones, hasta que, finalmente, fue colgado en 1826 por hereje y, atención, …pervertidor de la niñez.

Pervertir a la niñez sin llevar sotana y sin llevar a los niños a misa era algo muy grave para aquel tribunal, que deliberó ampliamente sobre si se le debía quemar o enterrar, porque los últimos condenados por el Santo Oficio se les ejecutaba en el garrote vil o en la horca y después se arrojaba el cadáver a una hoguera. La protestas de los países europeos conservadores, pero más civilizados, que eran los que habían devuelto a Fernando VII al trono, aconsejaron abreviar el festejo y “figurar la quema pintando varias llamas en un cubo que podrá colocarse bajo el patíbulo”. Hay diferentes testimonios sobre el tratamiento que se finalmente se dió al cadáver. Aquí, hasta los autores más católicos, como el propio Menéndez Pelayo, parecen avergonzados cuando lo cuentan.

Anuncios

Viva España

27 junio 2019

En este estudio publicado en PlosOne analizan la evolución de les respuestas a una encuesta sobre creencias religiosas en varios países. Se encuestaron unas 37.000 personas en 26 países en 1998 y 2008. El número de no religiosos avanzó en todos lados con pocas excepciones (Rusia, Hungría, Holanda). España es la más descreída del grupo de naciones europeas tradicionalmente católicas (superamos a Italia, Portugal, Irlanda y Polonia).

 

Los autores hacen un análisis de diferentes aspectos de la encuesta agrupando las preguntas por temas, que van sobre la creencia en un dios y el sentido de pertenencia a una religión. En este último análisis España no sale por problemas estadísticos.

Los checos son los más descreidos de Europa, a pesar de que los países excomunistas suelen vivir un revival religioso. Los portugueses son creyentes, pero lo del cielo y los milagros no lo acaban de ver claro (el parque temático de Fátima puede tener algo que ver). Los norteamericanos, como siempre, los más crédulos. Además son los que están más convencidos de que les espera otra vida después de esta. Supongo que eso les hace más tolerable la presidencia de Trump.

Dos estudios sobre religión y egoísmo

29 mayo 2019

En Holanda se preguntan por qué hay pocas donaciones de órganos cuando la percepción general de la ciudadanía respecto a los trasplantes es muy positiva. Así que estudian cuáles son los factores que llevan a las personas a no hacerse donantes o a sus familiares a negarse. En este cuestionario aparece la religión como uno de los obstáculos para la donación de órganos.

Aquí traigo un estudio con 1170 niños entre 5 y 12 años en seis países (Canada, China, Jordania, Turquía, EEUU, y Sudáfrica). El estudio encontró que, a mayor religiosidad de la familia, menos capacidad para compartir las cosas con otros niños. Además los niños más religiosos tenían una mayor tendencia a querer castigar. Todo esto contrasta con la opinión que los padres manifiestan sobre el altruismo de sus hijos. Como se puede observar, los cristianos y musulmanes creen que sus hijos son mejores, cuando en realidad no lo son.

Figure thumbnail gr1

Generosidad de los niños según su religión. Los no religiosos son más generosos.

Figure thumbnail gr4

Esta otra gráfica muestra el sentido de la justicia que los padres atribuyen sus hijos.

La investigación fue financiada por la Fundación John Templeton, nada sospechosa, porque, entre otros, ha financiado al Grupo Ciencia, Razón y Fe (CRYF) de la Universidad de Navarra.

Yo había creado un mundo por aquí…

25 septiembre 2018

Esta fotografía es la que más me ha impactado de todas las que ha tomado el Hubble a lo largo de su fructífera historia. Hay quien opina que es la fotografía más sobrecogedora que ha hecho la humanidad.

 

El telescopio estuvo 10 días inmóvil, apuntando a una zona pequeñísima en la que teóricamente no había NADA. Un minúsculo cuadrado 144 segundos de arco. Para hacernos una idea, como un hoja de periódico a una distancia de 800 metros. Aparecieron de la nada cientos de galaxias que están a distancias de entre 5.000 y 10.000 millones de años luz de nosotros. Billones de estrellas. La palabra vértigo no es lo suficientemente expresiva.

Los creyentes piensan que Dios ha creado todo esto para nosotros… Menos mal que son gente humilde, yo pienso que con menos habría bastado.

Si uno es capaz de creer que todo esto es obra de un ente que se parece a nosotros, de un dios personal, no podrá evitar sentirse abrumado y, además, muy desorientado. A mí, todas esas galaxias me parecen iguales. Millones y millones de galaxias y, en cada una, unas 100.000.000.000 estrellas, y nuestro Sol es una pequeña y poco llamativa… Yo creo que a esta alturas hay que empezar a sospechar que el Creador no se acuerda de dónde nos ha puesto. Que, además, Dios sea hombre no hace sino agravar las cosas.

Dios al paredón: La persecución religiosa en la URSS

16 abril 2017

En 1918, los revolucionarios rusos juzgaron a Dios por crímenes contra la Humanidad. Fue declarado culpable y condenado a muerte.

Desde 1721 hasta la revolución de 1917, la Iglesia Ortodoxa Rusa constituyó un órgano del estado zarista una herramienta en las campañas de rusificación. A cambio, la policía política del zar reprimió a todas las demás confesiones, como el catolicismo uniata, por ejemplo. El estado zarista permitió a la iglesia cobrar impuestos a los campesinos y era una de las principales poseedoras de tierras, así que no es sorprendente que fuese considerada tan enemiga del pueblo como la monarquía de los Romanov.

Aunque la erradicación de la religión era uno de los objetivos del estado, que fue oficialmente ateo del 28 al 39, las acciones contra la religión dependieron de los intereses políticos del momento y algunas organizaciones religiosas no fueron molestadas. Mucho peor trato sufrieron los budistas mongoles, que fueron prácticamente exterminados entre el 37 y el 39, acusados de espiar para los japoneses.

Entre 1917 y 1935 se afirma que unos 130.000 sacerdotes ortodoxos fueron detenidos, de los que 95.000 fueron fusilados.

El Estado, que había abolido toda la propiedad privada se incautó de los bienes de la iglesia y permitió el culto en unos pocos templos. Los que participaban en las ceremonias religiosas eran, sobre todo, ancianos y personas con poco que perder desde el punto de vista social o económico. Desclasados del régimen.

Otras estimas cifran en 50.000 los sacerdotes ortodoxos ejecutados desde la revolución hasta el final de la era Kruchev. Si tenemos en cuenta que las purgas de Stalin en el partido y el ejército se concretaron en 700.000 sentencias de muerte sólo durante el periodo Yezhov, (en el que se desarrollaron las purgas del Gran Terror), no puede decirse que se tratase a los sacerdotes peor que a los comunistas. Era mucho mejor ser acusado de proselitista religioso que ser extranjero o sospechoso de trotskista.

Los miembros de la jerarquía ortodoxa fueron eliminados de diversas maneras y sustituidos por personajes afines al régimen, muchos de ellos miembros del NKVD. En esto Stalin (que gracia… al escribirlo me ha salido “Satalin”) debió inspirarse en los emperadores romanos, que más o menos hicieron lo mismo.

Los presos religiosos del gulag tuvieron mejor suerte que sus compañeros ateos, porque Stalin dio un giro nacionalista paneslavo a la política de la URSS y, al igual que los zares, encontró muy útil a la iglesia ortodoxa para el proceso de rusificación. Desde el 41, impulsado por la invasión alemana, hasta 1957, la iglesia ortodoxa rusa y georgiana recuperaron privilegios y llegaron a abrirse al culto unos 22.000 templos (había 54.000 antes de la revolución) y se permitieron publicaciones religiosas. A los que les tocó recibir, en consecuencia, fue a los judíos porque Stalin empezó a dar rienda suelta a su vena antisemita. Finalmente, como consecuencia del proceso de desestalinización de Kruchev, se da una nueva persecución de la Iglesia Ortodoxa, bastante más moderada que la primera, y se cierran aproximadamente la mitad de iglesias.

Los crímenes soviéticos son un lugar común de la propaganda religiosa y aunque es innegable que hubo miles de personas que murieron solo por ser creyentes, culpar al ateísmo es una simplificación poco rigurosa, sobre todo porque el marxismo carece de textos canónicos en los que se exhorte a la persecución de los creyentes. A Marx, al menos, le parecía que la religión era una práctica que iría desapareciendo a medida que la sociedad evolucionase hacia el socialismo. Una consecuencia de la alienación, más que su verdadera causa. El exégeta oficial, Lenin, recoge la idea:

El proletariado revolucionario logrará hacer de la religión un asunto verdaderamente privado, en lo que respecta al Estado. Y en este sistema político, limpio de podredumbre medieval, el proletariado llevará a cabo una amplia y abierta lucha por la eliminación de la esclavitud económica, la verdadera fuente de la humillación religiosa de la humanidad. (Lenin: Socialismo y religión. 1905)

El dios celoso

3 junio 2016

Viene-Visnu

 

¡Atención! esta página es manifiestamente blasfema.

Los celos son el pecado divino. Creo que es defecto que más claramente se pone de manifiesto al estudiar la personalidad divina en casi cualquier texto sagrado monoteísta. En cambio, los panteones de las religiones politeístas son como las familias numerosas en las que los hijos están acostumbrados a tener que compartir todo, incluido el amor de los padres.

Los celos son una confusión entre la proximidad y la posesión. Ponen en evidencia la falta de seguridad de quien los padece y su mal aprendizaje del amor. El Dios judeocristiano no sabe amar. Sus criaturas podrían enseñarle. La mayoría de ellas no desean hacer daño a los que no les corresponden. No es extraño que no sepa porque, claro… estando tan solo.

Química de las estrellas

26 mayo 2016

Una de las formas cristalinas más estables y frecuentes del carbono es el grafito, en el que los átomos se colocan formando capas de celdas hexagonales. Esta disposición se ha puesto muy de moda con el grafeno. Todo el mundo ha visto estas láminas en forma de panal de abeja:

Grafeno

Ahora imaginad que, a medida que va creciendo una de estas láminas de hexágonos, de vez en cuando, sustituimos un hexágono por un pentágono. El resultado es que la lámina se arquea. Si colocamos los pentágonos con cierta regularidad podremos hacer que la lámina forme una bola:

Fullerenos

Estas bolas tan perfectas se consiguen colocando los pentágonos en los vértices de un icosaedro. La más sencilla de estas bolas es el fullereno o C60. Tiene forma de balón de fútbol y solo hay un hexágono entre pentágono y pentágono.

Todo esto viene a cuento porque hace unos días murió Harry Kroto, el químico que demostró que estas macromoléculas de carbono existían en la naturaleza y que se forman en las nubes que rodean las estrellas ricas en carbono. Recibió el premio Nóbel en 1996. Kroto

Además de un científico brillante era un ateo irredento que no temía molestar con sus opiniones. En cierta ocasión declaró que nunca confiaría en un presidente creyente porque “si es capaz de creer en cosas increíbles sin tener ninguna prueba, ¿qué más cosas absurdas puede llegar a creer?”

Pues quizá en armas de destrucción masiva, en conspiraciones climáticas o en la supremacía de la raza blanca, por ejemplo. La fe religiosa nos enseña que las creencias pueden llegar a situarse por encima de la verdad. Una vez abierto ese camino, ¿qué impide que otras ideas también lo sigan?

Qué dirá Dios… y qué dirán los vecinos

29 abril 2016

La prensa ha recogido los resultados de un estudio publicado en Nature sobre el papel de la religión en el desarrollo de la cooperación en las sociedades. La hipótesis del estudio de Purzycki, Henrich y colaboradores es que creer en dioses que conocen la conducta y las intenciones de las personas y que tienen capacidad de castigar a los que infringen las normas fomenta la expansión del altruismo y facilita la cooperación con extraños (siempre que tengan las mismas creencias). Para demostrarlo estudiaron el comportamiento de unas 500 personas en un juego en el que es importante la cooperación con extraños. Los participantes pertenecían a ocho comunidades del mundo con diferentes creencias y el resultado es que puntuaban más (eran más imparciales y cooperadores) aquellas personas que profesaban una religión con un dios (o dioses) omniscentes y justicieros.

Pero hay contestación. Jeroen Bruggeman, de la Universidad de Amsterdam considera que hay otras hipótesis alternativas. La reputación de las personas es un mecanismo suficiente para explicar la cooperación y el tamaño de las redes de comunicación y su interconexión favorece ciertos comportamientos altruistas que permiten ganar prestigio. Este señor estudia el prestigio personal en redes de comunicación y de qué manera evaluamos la fiabilidad de desconocidos a través de indicadores de su prestigio. Por lo que me ha parecido entender de una de sus charlas, el cotilleo y el qué dirán es más amenazador que un dios justiciero que todo lo ve.

Historia natural

18 marzo 2016

Unicornios

Los otros integristas

10 febrero 2016

 

greyfalcon-6_1420461389

Según el Mahabaratra, la carrera espacial hindú empezó hace miles de años. Un consejo: si estás en la India, lo más prudente es no reírse.

El integrismo hinduísta se ha adueñado de la India, al menos de su gobierno, en manos del Partido Bharatiya Janata desde 2014. Ya son tres los racionalistas asesinados, a los que hay que sumar un suicidio.

Malleshappa Kalburgi, profesor de literatura, fue asesinado porque, al parecer, ofendió los sentimientos religiosos hindúes; Govind Pansare, político del Partido Comunista y Narendra Dabholkar, presidente de un Comité por la erradicación de la superstición siguieron idéntica suerte. Rohith Vemula, estudiante de una casta “impura”, se suicidó al ser expulsado de la residencia de estudiantes y perder su beca. El integrismo hinduísta está recuperando la vieja tradición de la discriminación de castas.

El integrismo mata y amenaza a través de su brazo armado, el Rhashtriya Swayamsevak Sangh, un grupo paramilitar que quiere una India sin cristianos ni musulmanes y, por supuesto, sin ateos. Además, los hinduístas radicales tienen sus propias ideas sobre la ciencia. En el último Congreso Nacional de Ciencia, los asistentes pudieron escuchar a políticos del gobierno diciendo disparates como los que ilustran este artículo.

Y aquí, todavía, algunos medios occidentales siguen pensando que la India es el país de la no violencia y la espiritualidad y que hacer propaganda de gurús y santones es muy progresista.

Todo esto es muy tranquilizador, teniendo en cuenta que en Pakistán el integrismo islámico también se refuerza y que ambos países ha estado en guerra varias veces y que ambos tienen armas nucleares.